Todas aquellas empresas, que en desarrollo de sus actividades posean, fabriquen, ensamblen, comercialicen, contraten o administren flotas de vehículos automotores y no automotores que sumados superen diez (10) y/o que por otra parte, contraten o administren personal de conductores, deberán cumplir de manera obligatoria con el Plan Estratégico de Seguridad Vial (PESV).